martes, 23 de enero de 2018

EMBOTELLAMIENTO

Esa noche, como tantas otras, se hizo la apnea encima y quedó empapado en ronquidos tronadores, ciceantes, ahogados, roncos… Algunas babas fruto de esa áspera respiración lo calaron hasta los huesos, y, por la mañana, se vio inundado por una cadencia incesante de carraspeos. A este señor, que tiene sobrepeso y las amígdalas hinchadas, le falla el sueño. No descansa y es propenso al cabreo, a gruñir mientras conduce para ir al trabajo. Pierde las formas y se desgañita vociferando frases arrolladoras.
–¡Cabróóóóóón! ¡Lástima no poder ir armado!
Luego, cuando el tráfico es intenso, provoca atascos; se abraza a la humedad de su cuerpo y, dormido, resopla como un cerdo.  

domingo, 21 de enero de 2018

LOS COLORES DAN VIDA

El color del cielo sin nubes es el azul celeste, el más claro; el azul marino es oscuro; y el azul turquí el más oscuro. Los colores en sí mismos no importan, y sí la relación que se establece entre ellos, su contraste. Se puede vivir en escala de grises y desechar las metáforas que hemos inventado: el rojo pasión, el verde esperanza, el azul cielo… Ser daltónico no es ningún problema. De hecho, el señor que viaja por el mundo lo es; ve la vida en blanco y negro –aunque él no lo sabe– y nunca ha hablado de tonos de color en sus crónicas viajeras. Sin embargo, sí lo ha hecho de las diferencias que existen entre los paisajes, las personas y las culturas. El colorido, en el fondo, solo sirve para maquillar la piel de lo que existe. Algunos artistas se atreven a decir que pintan la luz en sus lienzos, y yo, siguiéndoles la corriente, les digo que sí, que los colores resaltan mucho y dan mucha vida.

sábado, 20 de enero de 2018

HACERSE EL TERROR

Hay parejas que se hacen el terror todos los días. Se temen con locura y el miedo les llena de satisfacción. Algunas acaban como el rosario de la aurora, pues su desatino es tan malvado que infecta los días de prontos implacables. Se dejan llevar por el odio y la rabia, y, en esa cólera desmedida, se marcan con malos rollos y violencia doméstica de la buena. Son jardineros del rencor y de las malas palabras. Han ido plantando el desprecio y la inquina para regar su tierra de salpicaduras cruentas. ¡Qué trifulcas tan formidables! ¡Qué daño tan bien parido! Ellos sí que saben. No se abandonan a los dictados de un corazón bueno y compasivo. No contemplan esa opción. Prefieren luchar contra el afecto y la ternura para seguir enardeciendo la oscuridad de sus almas. Nada de caricias ni besos apasionados; todo por el espanto de unos ojos desorbitados. Sentirse amados sería un mal presagio, una señal peligrosa que podría darles esperanza.

jueves, 18 de enero de 2018

CARA DE LUNA

Yo soy todo tuyo. Ya lo sabes. En cambio tú te resistes a ser mía. Dices que lo tuyo es tuyo y que siempre estará ligado a ti. Entiende mí alusión apasionada. Tengo un nido de pájaros en la garganta que pían cuando mi alma está herida; entonces toso desde las entrañas para ofrecerte mi esencia. Esa metáfora te pertenece entera. Incluso mi voz acatarrada. ¿Y tú, con qué me deleitas, querida? Ofréceme algo simbólico, algo imaginario; lo necesito para saber qué sientes por mí. Dame tus ojos, tu boca, tu nariz… Obséquiame con tu cara redonda llena de luna.

miércoles, 17 de enero de 2018

EL VALS DEL PERRITO

Serías más feliz si fueras un perro. Mi perro. Uno pequeño que pudiera llevarse atado con una correa o suelto en la cesta delantera de una bicicleta de paseo. O en el interior de mi bolso, junto al móvil, las llaves, el monedero… Alguna vez te llevaría sobre mi hombro como un loro, y otras, según se diera, bajo mi brazo como un balón de rugby. También te daría libertad, por supuesto. Podrías ir a tu aire e inspirarte mientras te toco un vals con el piano. Pero lo suyo sería que dieras vueltas y vueltas intentando morderte la cola.  

viernes, 12 de enero de 2018

CON UN PAR

Quiero que estos callos con garbanzos se conviertan en una mujer de ensueño para casarme con ella y celebrar nuestra luna de miel más allá de las estrellas. Por poder, puedo desear lo que quiera, pero lo cierto es que no soy capaz de entrar a las mujeres, y hablar solo o con la televisión no es tan extraño cuando estás desesperado por encontrar pareja. Al final siempre acabo charlando con la locutora del Telediario, bebiendo vino con gaseosa y eructando tímidamente. La soledad puede ser la mejor alternativa... Si estás a gusto contigo mismo piensas que ya sois dos.

miércoles, 10 de enero de 2018

TSUNAMI EMOCIONAL

Ya no soy achuchable. La realidad tiene muy mal genio y me ha cascado de lo lindo. La violencia engendra violencia, y cuando me da a mí por cascar a la gente luego la gente me casca a mí. Insulto y me insultan. Recibo lo que doy. Mi odio es pura sinceridad y mis arrebatos sin control hacen que luego me arrepienta y pida perdón. Pero ya es tarde. Su desprecio no se queda corto, también es sincero y contiene un alto grado de veracidad cuando me provocan. ¿Qué esperáis que haga? ¿Que me calle? Pues no. Me reconcomo. Si me muerdo la lengua me enveneno. Así que no me toquéis los cojones. Rendíos ahora que estáis a tiempo porque si salto, un tsunami emocional determinará vuestras vidas. Estáis avisados. 

domingo, 7 de enero de 2018

JERARQUÍAS

A una señora le ha caído la chaqueta del respaldo de la silla. El caballero que lee el periódico se ha percatado. Otras personas también lo han visto. Incluso el camarero. Pero a nadie parece importarle. La chaqueta permanece en el suelo hasta que una joven que pasa por ahí la recoge disimuladamente. En otro lugar, alejada de esa terraza, se la prueba. Al verse reflejada en un escaparate comprueba que le queda estupenda. La prenda es de piel, grisácea y de cuello alto. Se ve elegante. Aunque para nada se siente orgullosa. Más bien se avergüenza de ser pobre. 

jueves, 4 de enero de 2018

DIOS TIENE UN PLAN

Llueven pájaros. Los más grandes abollan los capots de los coches con su impacto y los más pequeños también. El fin del mundo podría iniciarse así, lloviendo pájaros y abollando coches. Visualizo a los científicos tras una ventana, contemplando este singular acontecimiento, deseosos por abrir los plumíferos cuerpos que se precipitan misteriosamente, con el recelo por averiguar el origen de su muerte. Necesitan buscar un sentido lógico o una explicación fundada a un hecho que podría interpretarse como inexplicable, sin barajar siquiera la posibilidad de que, aunque la ciencia no logre explicar nada, pueda deberse a un plan de Dios.

martes, 2 de enero de 2018

ROCAS

Las intimidades de las rocas son un misterio que solo unos pocos conocemos. Las más singulares están localizadas en parajes recónditos donde Dios puede manifestarse en cualquier momento. Sienten un pudor casi humano por ese prodigio capaz de cambiar su naturaleza mineral. Se sabe que algunas han alcanzado otra conexión con el paisaje. Su dureza pétrea se ha vuelto flexible y frágil como la carne, y han logrado abandonar la quietud y sus largos silencios, moldeándose en ellas una coreografía de contorsiones cercanas a las emociones. Las más vitales y expresivas, de tanto reírse, han vuelto a quedarse de piedra. 

sábado, 23 de diciembre de 2017

LA HORMONA DE LA FELICIDAD

Algunas veces para sentirme feliz muerdo un lápiz Staedler HB y consigo estar alegre, entusiasmado, lleno de júbilo. Debo generar dopamina; la hormona de la felicidad. Otras no logro sonreír ni mordiendo uno por uno todos los colores Alpino. Cuando eso ocurre me vuelvo del revés y todo lo veo negro. Hoy es uno de esos días. Me ducho, me afeito, me pongo el traje y me digo: ¡hala, voy a morirme! Y empiezo alcoholizándome en cualquier bar para infundirme valor. Enseguida me da por morder el borde de madera de la barra, por si la dopamina fluye. Pero nada; sigo sintiéndome desdichado y con impulsos suicidas. Las cosas del destino hacen que al salir del bar me tope con una pitonisa a la que dejo que me vaticine el futuro. Hace su trabajo y me dice que le ha salido la carta del hombre que vomita en la taza del váter. Que yo mismo…    

miércoles, 20 de diciembre de 2017

STAR WARS

¿No has pensado que podríamos tener unos hijos guapísimos? Tú eres preciosa y yo no soy feo. Cásate conmigo. Hace demasiados años que estamos atascados en este noviazgo. La evolución lógica sería hacer algo en común. Primero podríamos convivir juntos varios años y luego crearíamos un vínculo para toda la vida. Un niño y una niña; la parejita. Los veríamos crecer, les daríamos una educación… Seríamos más felices y nos querríamos más. Seguro. ¿Qué te parece? Si quieres piensa tú en los nombres. Algo me dice que, por la pasión que nos une, estarías dispuesta a llamarlos Luke i Leia. 

martes, 19 de diciembre de 2017

ETERNAMENTE

Soy embalsamadora, y admito que hablo con los cadáveres mientras desempeño mi trabajo. Soy respetuosa. Sé que en ellos reside el alma, la parte inmortal que constituye la esencia humana. Me gusta estar rodeada de su silencio y masajear su carne para eliminar su rigidez y mejorar el aspecto de su piel. Luego los vacío, los dejo sin sangre ni vísceras, y los trato con formaldehido y otras sustancias químicas para evitar su descomposición. Casi les devuelvo la vida. Los maquillo y les pongo una peluca; el pelo acaba cayéndoles. Excepto el de mi marido; lo conocí siendo calvo.

viernes, 15 de diciembre de 2017

EL LUGAR MÁS FRÍO DEL MUNDO

Necesito salir de mi zona de confort y plantarme en este paisaje frío y nevado. Ya está bien de lo de siempre. Una tecla de reinicio es lo que busco, o un buen resfriado que me deje tocada. Sentir las estalactitas que lleva el aire en mi rostro; que mis ojos perplejos se humedezcan y lloren al descubrir una gélida ventisca. Ojalá mis pupilas fueran nieve y mis lágrimas perlas congeladas. Pagaría por moquear como una gorrina y tener una tos seca, tuberculosa, que me obligara a regurgitar, a escupir lapos amarillos y verdes sobre un manto níveo de hielo. Ya estoy cansada de que todas mis ideas de felicidad acaben siempre en una maldita tienda de moda. 

NUEVA ESPECIE

Aparto la niebla con la mano, como si fuera una cortina, y entro en una casa desconocida. Accedo a una habitación circular y me tumbo sobre una cama mugrienta de humanidad. La última vez alguien me partía con una sierra en tres trozos. Esta vez es distinto; me ahueco los pulmones y saco hierba fresca para crear un pequeño prado. Enseguida pastan vacas esqueléticas que eructan vahos de contaminación, y saltan sobre el colchón imitando a niños tristes. Desde que algunos hombres vivimos colgados de las lámparas ha nacido una especie luctuosa que transita a sus anchas por las casas.

miércoles, 13 de diciembre de 2017

AUTÓMATAS DE LA LEY

Bajo la apariencia de la legalidad puede estar instalado lo rancio y la suspensión de un terrible virus que ha ido expandiéndose a través del tiempo, de los apellidos. La ceguera individual y la de los grupos políticos determinan las realidades de ahora. Y, al final, es complicado interpretar la verdad.
Haciendo de vientre en mi trono he pensado que la verdad debería ser interpretada por androides programados. Sí, robots; algo que no fuera humano. Cuestionamos a las personas más inteligentes; a las que más han estudiado; a las que sentencian con una maza las posibles lecturas… Algo debe estar fallando. Será que todo está podrido (¡uff, sí, cómo huele!). La mayoría pertenecemos a algún bando –ya no se valoran las individualidades–, y así es complicado ver lo que es justo. Se han creado normas tan necesarias como confusas, y parece que ya no hay capacidad para crear otros matices dentro del orden. Por eso yo prefiero el sentido común que es capaz de evaluar un buen robot que el de una buena persona.  

martes, 12 de diciembre de 2017

GOOGLE (2)

Un señor enfermo coge la mano de su esposa que está al lado. Le dice que tiene miedo, que no sabe cómo afrontar sus últimos días. Su mujer lo mira con afecto, esboza una tímida sonrisa y, desde el silencio, le da un beso lleno de ternura. «No pienses», le susurra acariciándole la mejilla. La sentida sugerencia solo pretende aliviar esos duros momentos. Pero el señor no está hecho para aceptar el final ni para anular su mente de pensamientos. «No puedo, querida. Es lo único que hago. Pensar. Pienso que podrías mirar en internet qué hacer en estas situaciones». 

miércoles, 6 de diciembre de 2017

LA TOS

Entro en tu casa y adopto todas las formas. Ahora que fumas soy el cenicero y también el cigarrillo. Soy el humo que tragas con ansia. Me centro en eso. Recorro tu laringe y la araño para provocarte una tos fea. Llego a tus pulmones; están negros, carbonizados, invadidos por larvas de nicotina. Las aniquilo y dejo tu aparato respiratorio limpio, bien sano. Deseo que inhales el aire y notes la diferencia. ¡Qué bien!, ¿verdad? Luego, cuando sientes en ti el milagro, adopto la forma de un alfiler y agujereo insistentemente tus órganos para que mueras de una hemorragia interna.

martes, 5 de diciembre de 2017

EL ERMITAÑO

No echo en falta el aseo personal desde hace mucho tiempo. Tengo una vida sucia y plena. Evidentemente vivo solo, como un gato solitario, protegido por una costra dura y roñosa. Si por alguna circunstancia tuviera que entrar en contacto con el agua, a estas alturas, lo haría como un crustáceo, pues poseo un caparazón similar al de estos artrópodos. Los seres humanos estamos mal diseñados. Tenemos la fortaleza en el interior y la fragilidad en la parte de afuera, en la piel, en ese velamen sensible a las caricias que puede sangrar con el leve pinchazo de un alfiler. 

domingo, 3 de diciembre de 2017

LA CAJITA

La mujer que estoy encantado de conocer es una de esas personas en peligro de extinción que da gracias por todo. Da gracias a la luz que entra por la ventana cada día; a las flores que le alegran la vista; a los pájaros que trinan y hacen cabriolas en el cielo; a las nubes por su lluvia; a sus hijos, a sus nietos, a la gente; a todo aquello que le da bienestar. Es positiva, no cabe duda, y esa espiritualidad con la que ha nacido hace que enarbole su fe como una bandera; porque su bondad, lejos de ser una postura simplona, hace que pueda soportar las adversidades. Hoy la he oído hablar sola. Se dirigía a la cajita que tiene sobre la cómoda. En ella ha ido guardando los dientes que le han ido cayendo. Concretamente hablaba a una pieza medio podrida que acababa de introducir. Y decía: «Querida muela, te doy gracias por aguantar en mi boca todo este tiempo».